EL WHISKY FRANCÉS SE ABRE PASO

Desde Spirits International nos hacemos eco del crecimiento imparable de los whiskies franceses en el sector de los destilados. Más allá del creciente número de marcas, están destacando y llamando la atención por su calidad y variedad.

Aunque sus volúmenes todavía no suponen ninguna amenaza para el reinado escocés, lo cierto es que es de elogiar el buen trabajo que están haciendo desde nuestro país vecino. Aprovechando la geografía y el conocimiento de los agricultores del grano y de los destiladores, la pequeña industria del whisky francés, se abre paso en el plano internacional, con 57 marcas.

Dentro del mapamundi francés de las bebidas, destaca Alsacia, una zona que acumula una notable tradición en materia de vinos, cervezas y licores de frutas. Los vinos, de hecho, se han ganado un nombre: Vins d’Alsace. Pero esta pequeña región, vecina de Alemania, ha venido despuntando en esto que hoy nos concierne: el whisky. En Alsacia hay 6 destilerías de whisky operativas y las botellas muestran orgullosas su indicación de origen.

No es la única zona, en realidad se está produciendo whisky en casi todo el territorio francés y suman 52 casas activas a día de hoy. Para comprender la magnitud de este crecimiento, hay que saber que en 2014 eran 5 las casas productoras de whisky. Es decir, 47 nuevas casas en prácticamente 3 años. Areas como Córcega, Tarn, Lorena o Charente, se han sumado a este buen momento del whisky galo.

Esta situación es consecuencia de varios factores. El primero es que desde, hace muchos años, Francia es el segundo mayor consumidor de whisky escocés del planeta, con un registro anual de 200 millones de botellas, de modo que la avidez de un público cautivo pudo ser el disparador.

Además, las condiciones eran muy favorables. “Teníamos todas las bazas en la mano: los alambiques, las barricas de roble, el agua de los Vosgos y la malta de cebada de la fábrica de cervezas vecina. Bastaba lanzarse”, declaró Jean Metzger, de la destilería Bertrand. “La calidad del producto terminado depende principalmente de las propiedades de la barrica. Como es lógico en una región vitícola, tenemos acceso a excelentes toneles. Fuimos los primeros que hicimos un whisky 100% alsaciano con una barrica procedente de aquí”.

El whisky de Bertrand salió a la venta en 2006. Mucho antes, la destilería más pionera, Warenghem, ubicada en Lannion, en la Bretaña Francesa, lanzó en 1987 su WB, un destilado de mezcla francesa, y en 1988, el Armorik, un whisky de malta que hoy se comercializa en 5 presentaciones.

A parte de ser los pioneros, en Warenghem son los que más fuerte siguen apostando en Francia, produciendo 250.000 botellas al año, de las cuales 50.000 se exportan al resto de Europa, EEUU, Canadá y Sudáfrica. La producción representa casi un tercio del total nacional y factura alrededor de 3,7 millones de euros.

En Howarth (Alsacia), la destilería Meyer, que entró al negocio a principios de esta década, en la actualidad vende 40.000 botellas al año con una facturación actual de 2,3 millones de euros, con botellas que se encuentran incluso en Latinoamérica.

En mayo de 2016, se creó la Federación Francesa de Whisky, que representa a 95% de los involucrados en el sector. Prácticamente toda la producción francesa es de destilados de malta: de las 800.000 botellas de whisky comercializadas durante el año 2016, 600.000 eran de single malt.

La ambición francesa ya tiene fijadas sus próximas metas: la Federación estima que para 2020 se produzcan 2 millones de botellas, y en 2025, la aspiración se ha fijado en torno a los 5 millones.

La Federación incluye entre los datos que hay 57 marcas en el mercado. Y aunque todavía muchas están consideradas artesanales, cumplen con normas estrictas para obtener el calificativo de whisky como, por ejemplo, un mínimo de tres años de reposo en barricas.

Desde Spirits International, celebramos esta situación de nuestro país vecino. Una historia que, creemos, apenas está comenzando.

Salud a todos.

Fuente: alnavio.com

No Comments

Post A Comment

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.